Transmission Festival, ese lugar donde la luz y el sonido viajan a la vez

Transmission Festival se vuelve a consolidar como uno de los mayores festivales de trance del mundo tras una espectacular edición ante 20.000 personas.

Dicen, que la velocidad de la luz viaja a mayor velocidad que la del sonido. Por eso, en una tormenta, el relámpago de luz se observa antes de que oigamos el estruendo del trueno. En el O2 Arena, casualmente, sucede que ambas velocidades se equilibran entre ellas como una sola, formando una atmósfera que muy poco tiene que envidiar a otros festivales indoor. Esto, sumado a su temática basada en otra dimensión, nos hacía parecer estar en una nave espacial.
A pesar de ser reconocido como uno de los mayores festivales trance del mundo, si no el mejor, sigue en continuo crecimiento, solo hay que ver el sold out a falta de 4 meses de la celebración del evento, record del festival. Esto es Transmission Festival y os vamos a contar como fue esta increíble experiencia.

Entramos al O2 Arena poco antes del comienzo del evento. Es una sensación única poder estar en el lugar de la celebración del evento antes del inicio. No te rodea nadie, más que el personal o las personas acreditadas por el festival. Respiras esa atmósfera de la que hablamos y empiezas a imaginar lo que va a suceder en pocos minutos.
Comenzaba Transmission y el encargado para el warm-up era Thomas Coastline, quien bajo la lona de la nave espacial, dio la bienvenida a los primeros asistentes.

Uno de los sellos de identidad de Transmission es la historia que está detrás de la temática. Tras cada parón entre sets, se relata un pequeño cuento. Al hablar de «otra dimensión», el escenario es una nave espacial que tras cada set, despega y va avanzando más y más. Esta comenzó tras el set de Thomas Coastline, mostrando la puesta a punto de la nave y dejándonos el primer show de lasers del evento.

TRANSMISSION ANOTHER DIMENSION

INCREÍBLE es la palabra idónea para describir a este festival, que edición tras edición sigue en continuo crecimiento. Fue un espectáculo la intro de Transmission Festival, así la vivimos nosotros.

Gepostet von Festival Season am Montag, 14. Oktober 2019

Darren Porter sería el primero en aparecer tras el warm-up. El inglés nos dejó varias IDs por el camino, además de varios guiños al pasado con el bootleg de Alessandra Roncone al Elements of Life de Tiesto y cerrando con Universal Nation de Push.

Recogía el testigo Giuseppe Ottaviani, quizá uno de los artistas más demandados y aclamados en Transmission. Suyo era el anthem del festival junto a Driftmoon con el nombre de Another Dimension, como la temática del evento. Se presentó con su live 2.0, en el que no faltó 8K, Panama o el remix al Something Real de Armin van Buuren. Tras su cierre, el O2 Arena ya tenía casi todo el aforo completo.

Llegaba el momento de la noche, Ferry Corsten se presentaba bajo su alias System F. Comenzaba con un edit de violín al Out of the Blue. Sonó Ignition, sonó Spaceman, sonó Exhale, sonó Solstice… y volvió a cerrar con Out of the Blue, para sacarnos la última lagrimilla. Un set cargado de emociones, el cual no hace falta bailar ni saltar, tan solo escuchar, cerrar los ojos y dejar entrar la música en ti.

En el ecuador del evento, MarLo era el siguiente. Quizá el que menos nos sorprendió, también posiblemente por el hecho de ser el más fácil de ver por Europa. Whisper (total admiración por HALIENE, quien pone voz a este tema), Lighter Than Air junto a Feenixpawl o el remix al Fix You de Coldplay fueron parte de su set.

Turno de Cosmic Gate, otro de los grupos más aclamados del evento. El dúo alemán comenzaba fortísimo con Come With Me y nos mostraba la versión 2.0 de sus temás más conocidos como The Wave y Not Enough Time, no como remezclas, si no como una versión de como serían estos temas de haberlos sacado en 2019. El momento estelar, sin duda, fue con Exploration of Space, muy similar a la temática del evento.

Key4050 sería la penúltima actuación del evento. John O’Callaghan y Bryan Kearney, quienes forman este dúo, fueron capaces de unir dos mundos completamente diferentes: trance y techno. En él pudimos disfrutar de una buena parte de su album Tales from the Temple, en la cual llevaban trabajando nada más y nada menos que 16 años.

Blastoyz fue el encargado de cerrar el festival y demostró estar totalmente capacitado para ello. El dj israelí reventó por completo la sala con un enérgico psy-trance. No faltó After Dark, su colaboración con Seven Lions ni tampoco dos de sus temas más conocidos como son Parvati Valley y Mandala. Mención especial también al remix de WHITENO1ZE & System Nipel al Man on the Run de Dash Berlin y el espectacular show de lasers para cerrar el festival.

Sin duda alguna, quedamos muy satisfechos de nuestra primera edición en Transmission Festival. Respecto al evento, una puesta en escena increíble, tanto escenario como el montaje audiovisual, muy dificil de encontrar en otros festivales indoor de un día. Respecto a la organización, de 10. Bastantes puestos de comida y bebida (obvio también al ser un estadio que recoge eventos de todo tipo) además de una planta única y exclusivamente para lockers. Él único pero quizá sería la cantidad de vasos que encontrábamos por el suelo del escenario, algo que no la organización, si no el asistente debemos cambiar.

Por último, agradecer a United Music la oportunidad de cubrir un festival de estas características. Para nosotros ha sido toda una experiencia, la cual esperamos volver a repetir. ¡Enamorados totalmente de Transmission!

Acerca de Erik

Un verano de 2014 me preguntaba como sería un festival de música electrónica y 5 años después, me pregunto que sería de mi sin un festival así regularmente. 

Ver todas las entradas de Erik →

Deja un comentario